¿Qué es la empatía? Definición y cómo mejorarla.

Empatía, es la capacidad que consiste en inferir los pensamientos y sentimientos de otros, lo cual,  genera sentimientos de simpatía, comprensión y ternura.

También se ha definido como una habilidad social que permite a la persona anticiparse a lo que otras personas piensan y sienten, para poder comprender y experimentar su punto de vista.

¿Cómo podemos mejorarla?

Para mejorar la empatía, es fundamental olvidar tus prejuicios, y respetar a la otra persona. No realizar juicios de valor de forma apresurada, ya que cada persona actúa en función de su perspectiva, y para poder entenderla, es necesario tener en cuenta también su contexto y experiencias.

Prestar atención a su leguaje no verbal también es importante, enfocar tu atención en su postura corporal, en su tono de voz y en su expresión facial. De esta manera, puedes darte cuenta de cómo se siente, ya que su comunicación no verbal nos pueden aportar mucha información.

empatía 2

¿Para que sirve la empatía?

En primer lugar, la empatía es uno de los componentes mas importantes de las habilidades sociales. Estas, son un conjunto de habilidades que hacen que nuestra comunicación con los demás sea más eficaz.

Por otro lado, tener empatía genera un clima de confianza a tu alrededor, las personas se sienten comprendidas por lo tanto, los vínculos en las relaciones se hacen mas fuertes.

Por último, la empatía nos ayuda a mantener relaciones personales satisfactorias y ante situaciones adversas, ayuda a las personas a amortiguar su malestar y así, que consigan desahogarse con mayor facilidad.

5 consejos para mejorar nuestra capacidad empática

Todos podemos desarrollar nuestra capacidad de empatía, dado que tiene una función adaptativa a nivel social, permite conectar mejor con los demás, y por tanto alcanzar relaciones mas satisfactorias. Con estos 5 consejos, te será mas fácil desarrollar tu capacidad de empatía.

1- Practica la escucha activa.

Se basa en mantener atención plena a lo que nos están diciendo, no intentes pensar en como tú pensarías o actuarías, sencillamente escucha. ¿Parece fácil verdad? Pues es una habilidad que no muchas personas poseen, ya que en muchas ocasiones, tendemos a dar una respuesta cuando puede ser que lo único que se necesite es sentirse escuchado.

2- No expreses tus conclusiones antes de tiempo.

Cuando llevamos a cabo sesiones de psicología online o presenciales, algunos pacientes nos indican que les resulta inevitable en muchas circunstancias pensar que la mejor manera de ayudar es ofrecer soluciones a la persona que tenemos enfrente. Nosotros le hacemos ver que quizás, estamos olvidando que lo que esa persona necesita es comprensión, así que aconsejamos hacerle ver que entiendes su situación, y sobre todo, que no la estás juzgando, para que perciba que la entiendes.

3- Practica la técnica «sal de tus zapatos para ponerte en los de los demás».

Intenta ponerte en el lugar de los demás, en cualquier situación, desde su perspectiva. Sal de tu mundillo personal, entenderás porque los otros actúan de esa manera. Si haces esto cada día, al final conseguirás automatizarlo. Es una técnica excelente para desarrollar tu empatía.

4- Muestra interés.

Al cabo del día tenemos muchas conversaciones, y no siempre prestamos atención. Desactiva el piloto automático y ofrécele toda tu atención. Si el/ella percibe que muestras interés, confiará en ti.

5- Evita relativizar el problema.

Una misma situación, se puede vivir de forma muy diferente dependiendo de la persona. En función de nuestras experiencias y habilidades de afrontamiento, una persona puede vivir una situación como un gran problema, sin embargo, otra persona puede enfrentarse a la misma sin mas. Cuando alguien nos cuenta algo que le preocupa, y relativizamos el problema, se puede sentir muy incómodo e incomprendido, por lo que quitarle importancia a ese problema no va a hacer que esa persona se sienta mejor, al contrario.

La empatía involucra las emociones propias y las de la otra persona, sentimos lo que sienten los demás porque compartimos los mismos sentimientos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *