645 039 935

Comunicación fluida: clave para tener una relación «sana» con nuestros hijos.

Comunicación fluida entre padres e hijos

Una comunicación fluida es muy importante para cualquier interacción, por lo que una comunicación fluida con nuestros hijos es de vital importancia para que exista una relación sana con ellos.

Elementos clave para una comunicación fluida

Para que la comunicación sea fluida  es esencial crear un clima de comprensión y respeto mutuo en el que el mensaje que se transmita se haga de forma clara y que la actitud sea coherente con el mensaje.

Usar un tono de voz adecuado al contexto

El tono de voz en un importante elemento para lograr una comunicación efectiva y fluida. El tono de voz depende del contenido del mensaje y el contexto en el que se emita dicho mensaje. Es recomendable que no haya muchos altibajos en el tono de voz.

Escucha activa

Es muy habitual cometer el error de hablar sin escuchar a la otra persona, esperando a que la otra persona termine para continuar con la conversación sin darle importancia a lo que diga la otra persona. Si esto ocurre la otra persona se puede sentir desatendido y puede perder el interés. Es imprescindible escuchar con atención para que la respuesta sea coherente con lo que la otra persona te está comunicando.

Respeta la opinión del otro

En ocasiones podemos tener una postura totalmente diferente a la que tiene nuestro interlocutor. Sin embargo, para que la comunicación sea fluida es de vital importancia que tratemos a la otra persona con consideración y cortesía, sin menospreciar o ridiculizar sus opiniones, aunque no estemos de acuerdo con ellas.

Comunicación fluida con nuestros hijos: ¿Por qué es tan importante?

Mantener una comunicación fluida con nuestros hijos es esencial para construir relaciones familiares saludables, fomentar el desarrollo de los niños y abordar los desafíos de la crianza de manera efectiva.

Fortalece el vínculo emocional:

La comunicación abierta y afectuosa fomenta una relación más cercana y de confianza entre padres e hijos.

Promueve la comprensión mutua:

Permite a los padres entender las preocupaciones, deseos y necesidades de sus hijos, lo que facilita una crianza más cercana.

Ayuda a resolver problemas:

Cuando se comunica de manera efectiva, es más fácil abordar y resolver conflictos y desafíos familiares.

Fomenta la autoexpresión:

Los niños aprenden a expresar sus emociones y pensamientos de manera saludable, lo que contribuye al desarrollo de su inteligencia emocional.

Fortalece la autoestima:

Una comunicación positiva y de apoyo puede aumentar la autoestima de los niños, haciéndolos sentir valorados y respetados.

Facilita la educación:

Permite a los padres transmitir valores, normas y conocimientos de manera efectiva.

Previene problemas de conducta:

La comunicación abierta puede ayudar a prevenir problemas de comportamiento al establecer límites claros y expectativas realistas.

Consejos prácticos para una comunicación efectiva

La comunicación efectiva es fundamental para transmitir ideas, información y emociones de manera clara y comprensible. Algunos consejos para lograrla incluyen:

Escucha activa:

Es fundamental prestar atención a la persona que habla, mostrar interés y hacer preguntas para comprender mejor su punto de vista.

Mensaje claro:

Es muy importante utilizar un lenguaje claro y conciso.  Es esencial evitar utilizar términos técnicos o un vocabulario que resulte ambiguo. De lo contrario se puede dar pie a una gran variedad de interpretaciones.

Comunicación no verbal:

La comunicación no verbal nos proporciona muchísima información por lo que también es de vital importancia el lenguaje corporal y la expresión facial. Es recomendable mantener el contacto visual y utilizar gestos apropiados.

Empatía:

Trata de comprender las emociones y perspectivas de los demás facilita la conexión y la comprensión mutua. Esto ayuda a establecer un buen clima que facilite el entendimiento mutuo y la fluidez en la comunicación.

Retroalimentación:

Pide y proporciona retroalimentación constructiva para asegurarte de que el mensaje se haya entendido correctamente.

Contexto:

El mensaje debe adaptarse no solo al sujeto y su realidad vital si no también debe tener en cuenta el ambiente en el que se realiza el intercambio comunicativo.

Respeta los turnos de palabras:

Durante una conversación oral es imprescindible que todos los implicados se comprometan a respetar los turnos de palabras sin interrumpir el mensaje que está proporcionando la otra persona. (En este post te damos las claves para tener una buena comunicación entre padres y adolescentes)

Paciencia:

Si durante la conversación la comunicación se complica, es importante mantener la calma y buscar soluciones para que se pueda resolver cualquier malentendido.

¿Crees que puedes necesitar ayuda profesional con tu hijo/a?

Pedir ayuda profesional para tu hijo es una decisión importante y valiente.  En primer lugar es necesario reflexionar sobre las razones por las cuales crees que tu hijo necesita ayuda profesional. ¿Cuáles son los comportamientos o problemas específicos que has observado? Esto te ayudará a abordar tus preocupaciones.  En segundo lugar, comunícate directamente con el profesional de la salud mental para discutir tus inquietudes y hacer preguntas sobre su enfoque, experiencia y tarifas. En tercer lugar, agenda una cita inicial con el profesional para que puedan evaluar a tu hijo. Durante esta cita, podrás discutir más a fondo las preocupaciones y determinar el mejor plan de tratamiento.

Recuerda que pedir ayuda a un profesional es un acto de amor y cuidado hacia tu hijo, y puede marcar la diferencia en su vida. No dudes en tomar medidas si crees que es necesario.

Desde Segura psicólogos creemos que es importante acudir a un profesional de la psicología cuando las circunstancias te sobrepasan o simplemente cuando no sabemos abordar ciertas situaciones o problemas. Los profesionales te pueden ayudar a verlo desde otra perspectiva y también te pueden proporcionar las herramientas necesarias para abordar los problemas de forma adecuada.

Deja una respuesta

¿Necesitas ayuda? ¡Háblanos!